(Anulada por la O.C. 20/06)

ORDEN CIRCULAR 308/89 C. y E. SOBRE RECEPCION DEFINITIVA DE OBRAS

(Ver nota de servicio complementaria)

En los artículos 173 y 174 del Reglamento general de contratación de obras del Estado, aprobado por Decreto 3410/1975, de 25 de noviembre, se establecen las condiciones de la recepción definitiva de las obras, ampliadas por la cláusula 76 del Pliego de cláusulas administrativas generales para la contratación de obras del Estado, aprobado por Decreto 3854/1970, de 31 de diciembre.

Entre los concurrentes al acto de recepción definitiva, se echa de menos la presencia de un representante del Servicio que, con posterioridad, habrá de encargarse de la conservación y explotación de la obra que se reciba. Esta presencia, aparte de asegurar que el citado Servicio conozca las condiciones en que se entrega la obra, permitirá la eventual formulación de observaciones en relación con dicho estado.

Por otro lado, la creciente sensibilidad de los usuarios ante las características de los pavimentos por ellos directamente perceptibles, aconsejan extremar el cuidado de su terminación, y muy concretamente de su regularidad superficial.

En el ámbito de la presente Orden no se consideraran incluidas las rehabilitaciones superficiales de firmes existentes, realizadas mediante tratamientos superficiales o capas de mezcla bituminosa cuyo espesor no exceda de 5 cm.

El vigente Pliego de prescripciones técnicas generales para obras de carreteras y puentes (PG3/75) contiene, tanto para pavimentos de mezclas bituminosas como para los de hormigón, requisitos de regularidad superficial basados en la aplicación de la regla de 3 m (máximo de 5 mm para los primeros, y de 3 mm para los segundos).

La O.C. 299/89T, "Recomendaciones sobre mezclas bituminosas en caliente" indica que, en los proyectos redactados con posterioridad al 23 de febrero de 1989, se incluyan en el Pliego de prescripciones técnicas particulares, entre otras, las siguientes exigencias de regularidad superficial en la capa de rodadura:

VELOCIDAD
ESPECIFICA
(km/h)
MAXIMO COEFICIENTE
DE VIAGRAFO (dm2/hm)
(NLT-332/87)
IRREGULARIDAD
MAXIMA (mm)
BAJO REGLA
DE 3 m
(NLT-334/88)
MEDIA DEL
LOTE
MAXIMA
EN 1 hm
>100 5 15 4
< 100 7 20 5

 

Análogas prescripciones se van a incluir en la revisión del articulo 550 del PG3/75, actualmente en redacción.

Entre las características de la obra ejecutada, cuyo estado debe acompañar al acta de recepción definitiva, según el articulo 174 del Reglamento general de contratación, se considera necesario que se incluyan específicamente las relativas a la regularidad superficial del pavimento. Dado que esta puede ser medida por diversos aparatos, se ha considerado conveniente establecer un estándar único, el Indice de Regularidad Internacional (IRI), definido como la razón del desplazamiento relativo acumulado por la suspensión de un vehículo patrón que circula a una velocidad de 80 km/m, a la distancia recorrida.

El valor aceptable del IRI se fija en 2 dm/hm, como valor sancionado por la experiencia, tanto nacional como extranjera. Tal valor se determinara sobre lotes de 1 hm de longitud según el eje de la carretera, y de anchura correspondiente a un carril de circulación. Este limite es perfectamente alcanzable si se cumplen las prescripciones vigentes.

Las mediciones de la regularidad superficial realizadas con los distintos equipos actualmente disponibles se transformaran a IRI por medio de un modelo matemático que simule la suspensión y masas del vehículo patrón. Este modelo, conocido como "cuarto de vehículo", utilizara como parámetros los siguientes :

siendo :

Una aplicación informática de este modelo matemático se encuentra instalada en el Servicio de Tecnología de Carreteras de esta Dirección General.

En consecuencia, esta Dirección General ha dispuesto lo siguiente, a partir de la promulgación de la presente Orden circular:

Madrid, 8 de septiembre de 1989

EL DIRECTOR GENERAL DE CARRETERAS
Rafael Fernández Sánchez

A la página inicial de FIRMES A la página inicial de WWW.CARRETERAS.ORG